En El Peor Momento

 

Hay algo a lo que los deportistas profesionales de máximo nivel temen más que a las derrotas: las lesiones. Ellos siempre creen que mejorar su rendimiento físico y técnico depende de uno mismo, achacando las lesiones a la casualidad o al infortunio. Ignoran, la gran mayoría, que éstas también pueden depender de uno mismo.

Nunca es buen momento para lesionarse. Pero en la NBA, después de una larga regular season (con 82 partidos en 5 meses y medio), cuando llega la hora de la verdad y empiezan los playoffs, todavía es peor. Más sangrante resulta cuando el lesionado es un jugador muy importante de una franquicia que ha luchado hasta el final por acceder a la post-temporada, a menudo contra pronóstico.

Los deportistas profesionales americanos (o enrolados en franquicias americanas) están mentalmente diseñados para competir desde pequeños, así que la frustración que sienten por perderse las citas más importantes y esperadas de la temporada (léase, los playoffs de la NBA) es anímicamente devastadora. La suerte ha dado la espalda a Portland Trail Blazers, Milwaukee Bucks y Utah Jazz en las últimas semanas.

Brandon Roy (21.5ppg, 4.4rpg, 4.7apg), jugador franquicia, All-Star y experto en buzzer-beaters, ha llevado a los de Oregon a la sexta plaza de la Conferencia Oeste (50 – 32, y ya sabemos lo que cuesta hacer una temporada de 50 o + victorias en el Western), en lucha titánica con San Antonio y Oklahoma. Y a pesar de que los de McMillan han ganado en Phoenix en el primer partido de la primera ronda de playoffs, su ausencia marca y marcará el devenir de la Rip City en esta post-temporada. Lesión de rodilla solo 3 partidos antes del final de la regular season, paso por quirófano, diagnóstico: 6 semanas. Cuesta creer que en 6 semanas Rudy y compañía no estén ya de vacaciones, más si el balear (y sustituto de Roy en el quinteto titular) sigue con la empanada que lleva este 2010.

Andrew Bogut (15.9ppg, 10.2rpg, 1.8apg) estaba cuajando su mejor campaña en la NBA y lo que seguro más le satisfacía, estaba contribuyendo de forma esencial en la excelente temporada de los Bucks (46 – 36). Fuera de los playoffs desde 2006, Bogut había conseguido colocar a Milwaukee en el sexto lugar del Este en la regular season, cuando, por ejemplo, las predicciones a principio de temporada de la prestigiosa ESPN les colocaban penúltimos en esa Conferencia con 16 victorias menos de las que finalmente consiguieron. El australiano estaba demostrando que había conseguido sacarse el cliché de pívot pesado y tosco de encima, y había logrado convencer a todos los analistas de su técnica, recursos, juego de pies y aceptable tiro de media distancia. Y lo más importante, se había ganado el respeto de sus propios compañeros que sabían que con él podían plantar (mucha) cara a Atlanta en las series de post-temporada. A solo 7 partidos de los ansiados playoffs, mala caída en un mate (el video corre como la pólvora en YouTube), dislocación del codo, torcedura de la muñeca y fractura de la mano, diagnóstico: indeterminado, pero su vuelta no se plantea nunca en estos playoffs. Una pena para el de Melbourne y sobretodo para Wisconsin, estado que ama al baloncesto tanto (o más) que Indiana. 

Mehmet Okur (13.5ppg, 7.1rpg, 1.6apg) es el que está en peor situación de los tres. El turco era el complemento perfecto en la pintura de estos Jazz. Y más en esta eliminatoria tan igualada ante Denver (1-1, por el momento). El poderío de los Nuggets por dentro (Nené, Andersen y Martin) se incrementa sobremanera sin la presencia del center titular de Utah. Además, Okur probó la miel de los playoffs en sus labios: en el minuto 11 del Game 1 en el Pepsi Center de Denver, al iniciar un movimiento con balón hacia canasta oyó un chasquido en su pie izquierdo. Peor imposible: rotura del tendón de Aquiles. Se pierde la post-temporada (por supuesto), el Mundial de este verano y hasta el inicio de la temporada 2010/11. De momento Jerry Sloan ha probado con Fesenko de cinco en el Game 2 y, a pesar la victoria, el ruso ha aportado más faltas personales que puntos. Es incuestionable que la que era la eliminatoria más igualada de esta primera ronda de playoffs ha quedado seriamente sesgada por la lesión de Mehmet Okur.

Okur es ayudado por miembros del staff de Utah Jazz tras romperse el tendón de Aquiles en el Game 1 de la eliminatoria contra Denver Nuggets

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s